viernes, 7 de octubre de 2016

Alfombra felpudo hecha con cuerda

Una semana más con vosotros y esta vez para hacer algo tan de la casa como puede ser el felpudo de la entrada o una alfombra para decorar cualquier estancia.
El trabajo es muy sencillo, aunque os confieso que un poco laborioso. No es que se trate de nada pesado pero si muy repetitivo cortando y pegando cuerda.
Muchas os preguntaréis el porque de la cuerda, pues muy sencillo; colocada tal y como vamos a ver en este tutorial nos proporciona una superficie de agarre perfecta y una textura ideal para limpiarse los zapatos antes de entrar en casa, así de fácil.



Dependiendo del tipo de cuerda que usemos, grosor y colores, podemos darle el uso final que mejor se acople a nuestras necesidades; para un felpudo, tal y como he preparado yo, lo mejor es una cuerda gruesa que nos permita una limpieza de los zapatos, para una decoración de interior podemos irnos a una cuerda un poco más fina (nunca demasiado fina) para que el aspecto sea diferente.
Otra opción para hacer este tipo de alfombra sin tener que hacer tantos cortes sería haciéndola en espiral naciendo del centro y quedando una alfombra redonda. Pero por lo demás se hace igual.
Para la base he utilizado una pieza de goma gruesa pero también podéis utilizar una tela de tapicería gruesa.



Materiales:
  • Base de goma. 
  • Cuerda
  • Silicona caliente
  • Tijeras
  • Cuerda fina de cáñamo
Vídeo:



Espero os haya gustado. Hasta la semana que viene. Besitos!!!!







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada